20 de abril con retraso. Segunda parte.


https://www.letras.com/celtas-cortos/7269/

En esta segunda parte nos centraremos en los aspectos formales y estructurales de la canción, analizándola como si se tratase de un poema clásico, que por otra parte se ha ganado el derecho a considerarse como tal.

Al igual que en otras canciones del grupo analizadas en entradas anteriores, el metro utilizado es el romance. Versos octosílabos con rima asonante en los pares y libre en los impares. El propio título ya es octosílabo: vein-te-dea-bril-del-no-ven-ta. Lo que rompe esa uniformidad es el estribillo. No cuenta con excesivas figuras literarias; un paralelismo en “yo sigo con mis canciones / y tú sigue con tus sueños” (líneas 31 y 32) y una metáfora “espero que mis palabras / desordenen tu conciencia” (línea 28).

El lenguaje empleado es coloquial, un fiel reflejo de un registro informal que se tiene entre amigos, pero que en ningún momento afecta a la métrica de la composición. Ejemplos de palabras del habla coloquial: apelativos cariñosos (chata, chica), críos, tío (no en sentido de parentesco, sí de individuo), ciertos verbos (mola, currando) y locuciones (hacerse risas). Por cómo se dirige a la destinataria y por los temas tratados se deduce una relación muy cercana y cierto distanciamiento con la pareja de ésta, ya que no habla de él como “qué tal con tu novio / marido” sino como “el tío ese”, “tío” con el sentido de uno cualquiera y el determinante demostrativo “ese” que señala a alguien que está a una distancia intermedia, con lo cual marca una separación entre la pareja de ella y el grupo, la cual se ve acentuada por el desconocimiento de su personalidad “espero sea divertido”.

Según qué autores, se proponen diferentes partes para la estructura de una carta. Una de las más comunes es la que la divide en: salutatio, benevolentiae captatio, narratio, petitio y conclusio. Luego ya depende de la propia naturaleza del texto y de otros criterios el que se añadan o se supriman algunas de estas partes. No obstante intentemos ajustarnos.

El primer verso coincide con el encabezado de la carta, al menos con la fecha de redacción; nos faltaría el lugar desde donde se escribió.

A continuación vendría la benevolentiae captatio (del 2 al 4) donde tras un cariñoso saludo alude a una posible sorpresa de la receptora a causa del largo tiempo sin comunicarse.

La narratio se extiende desde “pues es que estaba aquí solo” hasta “pero me encuentro vacío”. En ella igualmente nos encontramos cuatro apartados. La primera parte, hasta “te tenía que hablar” es una excusa para iniciar la misiva; el sentimiento de soledad desencadenó los recuerdos de juventud que le llevaron a escribir. Luego el estribillo alude a aquellas vivencias compartidas y la imposibilidad de repetirlas ante la escasa presencia de amigos y el cambio experimentado por los que allí continúan (recuerdo). A continuación viene un interés por la situación actual de la chica y la narratio finaliza con una exposición del estado en el que se encuentra el emisario; nuevamente alude a una situación en la que le falta algo, que abre la narratio (estaba aquí solo) y la cierra (me siento vacío).

La peititio y la conclusio estarían entre mezcladas en los últimos ocho versos (“bueno pues ya me despido” a “y tú sigue con tus sueños”). El emisor termina la carta despidiéndose y pidiendo una respuesta a la receptora si es su deseo, supeditándolo todo a su voluntad que, a día de hoy, aparentemente no se ha producido.

Para esta entrada me he apoyado en: Soto Vergara, Guillermo. La creación del contexto; función y estructura en el género epistolar. http://onomazein.letras.uc.cl/Articulos/1/10_Soto.pdf

Acerca de lasletrasmolan

Soy licenciado en Filología hispánica y profesor de asignaturas de letras: Lengua castellana, Lingua galega, Latín, Historia, Filosofía, Técnicas de expresión escrita, Francés. Tengo experiencia docente en colegios, academias y a domicilio. Ofrezco una visión lúdica de las materias de letras, sin olvidar la base teórica y teniendo muy en cuenta las dificultades del alumno a la hora de afrontar sus estudios. Querido profesor: también cuento contigo y tal vez en algún momento te sientas identificado con alguna de las situaciones aquí expuestas. Queridos padres: sin vosotros esta página no sería posible. Si quieres clases u organizar talleres de escritura o de lectura en Coruña ciudad, no dudes en escribirme o llamarme. Puedes llamarme, enviarme mensaje de WhatsApp o Telegram al 628693668 o escribirme a lasletrasmolan@hotmail.es
Esta entrada fue publicada en Comentar un texto literario con lo poco que sabemos (alumnos y profesores), Literatura y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .