¿A qué colegio vas? Al IES CO-L (Instituto Cervantes On-line). 2ª parte.


¿Qué se puede hacer para el futuro?

Partimos de la siguiente premisa: la paralización en casi todo el planeta de gran parte de la actividad humana a causa de un virus es un fenómeno único en toda la historia. Si hablamos de la paralización de un país o parte de un continente a causa de una guerra, eso es algo que en Europa o en España no se vivía desde hace unos ochenta años. Por tanto estamos hablando de un hecho excepcional para el que nadie estaba preparado. Luego, ¿cómo influiría esto en la enseñanza del futuro? Podríamos pensar varias alternativas.

1- Pasar esta situación como buenamente se pueda, en el retorno a las aulas que todo el mundo vaya con mascarilla y que se implanten las medidas higiénicas correspondientes. Eso suponiendo que en los próximos cincuenta años no nos volvamos a ver en una situación similar. Si desgraciadamente vuelve a ocurrir lo mismo en poco tiempo, nuevamente tendremos que quedarnos encerrados en casa y volveremos a tener el mismo problema.

2- En previsión de futuros encierros a corto o medio plazo, o para trabajar de manera habitual, dotar a profesorado y alumnado de suficientes medios (ordenadores u otros dispositivos, conexión a Internet…) en sus propios domicilios, y por supuesto en el propio centro educativo. Naturalmente el acceso a esta tecnología quedaría restringido a los usos educativos.

3- Contando con los medios anteriores, que el centro educativo plantease como forma de trabajo el que un mes del curso se realizase con todos los alumnos en sus respectivos domicilios. Las clases se darían por videoconferencia a las horas correspondientes y la ausencia del alumno contaría como falta de asistencia. Se procuraría que las clases fuesen como máximo de 10 alumnos; para ello el centro tendría que contar con un mayor número de profesores. Igualmente las tutorías y el refuerzo se realizarían por estos medios. Por supuesto todo tendría que estar aprobado y supervisado por Educación.

4- La creación de “Institutos virtuales”. Es decir; el alumno, en lugar de asistir a un Centro, recibiría en curso en su propia casa por Internet, viendo los mismos contenidos que en cualquier instituto en su propio curso, con los horarios de clase, recreos (serían o descansar en casa o bajadas a la calle), refuerzos. El procedimiento ya se esbozó en el punto de arriba. En este caso habría que plantearse varias cuestiones:

  • Cómo realizar la matriculación en el Centro.
  • Número de alumnos por clase (podrían valer los diez dichos anteriormente).
  • Marcar una ratio de institutos virtuales por número de habitantes. Creo que se podría establecer de uno cada 50.000 habitantes.
  • Determinar desde qué cursos se pueden implantar; tal vez para educación infantil fuese prematuro.
  • Disponer en las ciudades de espacios para que cada centro pudiese realizar actividades conjuntas cada cierto tiempo. Por ejemplo convivencias trimestrales y exámenes. Podrían servir pabellones municipales.
  • Que Educación facilitase los medios a alumnos y profesores para que tuviesen conexión y ordenadores para su exclusivo uso académico.

 

5- Una solución híbrida de los puntos tres y cuatro. Es decir, que los Centros ofreciesen a mayores la posibilidad de realizar el curso a través de Internet, así ya aportarían el espacio para las convivencias trimestrales anteriormente citadas así como para los exámenes. Las condiciones serían las mismas: facilitar los medios a las familias y a los docentes; 10 alumnos por clase; pasar lista; más profesorado: no caigamos en el error de que un profesor esté dando dos clases a la vez, que se encuentre en el instituto dando clase de matemáticas a la vez que por el ordenador da una de física, por ejemplo.

Éstas, a grandes rasgos, son algunas de las alternativas que se me ocurren. Se puede profundizar más en ellas o se pueden descartar, el tiempo lo dirá.

Acerca de lasletrasmolan

Soy licenciado en Filología hispánica y profesor de asignaturas de letras: Lengua castellana, Lingua galega, Latín, Historia, Filosofía, Técnicas de expresión escrita, Francés. Tengo experiencia docente en colegios, academias y a domicilio. Ofrezco una visión lúdica de las materias de letras, sin olvidar la base teórica y teniendo muy en cuenta las dificultades del alumno a la hora de afrontar sus estudios. Querido profesor: también cuento contigo y tal vez en algún momento te sientas identificado con alguna de las situaciones aquí expuestas. Queridos padres: sin vosotros esta página no sería posible. Si quieres clases u organizar talleres de escritura o de lectura en Coruña ciudad, no dudes en escribirme o llamarme. También doy clases por Skype (usuario: lasletrasmolan), tanto a personas de la propia ciudad como de otros lugares de Galicia, del resto de España y otros países. Puedes llamarme, enviarme mensaje de WhatsApp o Telegram al 628693668 o escribirme a lasletrasmolan@hotmail.es
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .